Buscar este blog

jueves, 9 de junio de 2016

Pastel Japones de Tres Ingredientes


Hoy os traigo una receta de estilo oriental, el pastel japones, me encanta probar nuevas recetas de otros paises desconocidas para mi y cuando vi este pastel de tan solo tres ingredientes en el blog Mi taller de cocina no pude resistirme a intentar hacerlo, el resultado es un pastel muy esponjoso y suave.

INGREDIENTES:

  • 4 Huevos
  • 160 g Chocolate blanco
  • 160 g Queso Philadelphia (o similar)
  • Azúcar glas (Opcional para la decoración)
Empezaremos por precalentar el horno a 180ºC con opción de calor por arriba y abajo, además, añadiremos una bandeja honda con dos dedos de agua ya que el pastel se cocinará al baño María.


Derretimos el chocolate blanco al baño María sin dejar de remover y con cuidado de no pasarnos con el calor para que el sabor del chocolate se vea afectado, una vez derretimos apartamos y dejamos que se temple.

Separamos las yemas de las claras, apartamos las claras y ponemos en un bol las yemas con el queso, batimos con unas varillas hasta quedar una masa homogénea y sin grumos.

Añadimos el chocolate ya templado y seguimos removiendo hasta que se integren todos los ingredientes y quede sin grumos. Reservamos.

Cogemos las claras que habíamos apartado y las montamos a punto de nieve, podemos ayudarnos a montarlas añadiendo una pizca de sal a las claras.

Una vez montadas las claras, las añadimos con cuidado a la mezcla anterior con cuidado de no perder el aire conseguido, mezclamos hasta tener una mezcla homogénea.

Ponemos la mezcla en un molde forrado con papel vegetal y lo metemos al horno cocinándolo al baño María.

Hacemos una primera cocción de 15 minutos a 180ºC, una vez pasados los 15 minutos, bajamos la temperatura hasta los 170ºC y lo dejamos otros 15 minutos más, por último, pasados estos 15 minutos apagamos el horno y dejamos el pastel 15 minutos más.

Por último, sacamos el molde del horno y dejamos que se temple antes de desmoldar, si queréis se puede decorar con azúcar glass y servir templado, también está bueno sin azúcar glas y en frío, ya al gusto de cada uno. El sabor es muy parecido al de la tarta de queso pero con ese leve sabor a chocolate blanco que le da el toque dulzón al pastel.

Espero que os guste y os animéis ha hacerla.

1 comentario:

  1. Q buena pinta!!! Con lo que me gusta el chocolate blanco!!!! Jeje

    ResponderEliminar